Wednesday, 28 December 2005

Xium! (concierto Franz Ferdinand y más)

Ladies and Gentlemen,
Señoras y Señores:
Queda inaugurada con esta entrada una nueva etapa que será bastante aburrida para muchos, en la que contaré con detalle cosas que me pasen (que, como como no me pasan muchas, pondré pocas entradas).
Y eso... Quería contar mi (corta pero intensa) experiencia madrileña de los días 22 y 23 (reportaje fotográfico completo en el album "Odisea Madrileña"):

Jueves 22 de Diciembre, "El Comienzo"

Empiezo el día a la poco acostumbrada hora de las 6:15... Pero claro, tenía que hacerlo para coger el Eurobus a las 7. El viaje fue normalito, con desayuno incluido y tal, y nos pusieron 2 pelis cutres. Sobre las 12 llegué a la estación de Méndez Alvaro y tuve un recibimiento bien merecido, ya que mi "amigo especial" (odio decir "mi novio") me estaba esperando allí, y justo después llegó mi amiga Ana, en cuya casa me hospedé durante los 2 días. Al llegar a su casa vimos "El Pianista", que me dio muchísima lástima porque al pobre hombre no paraban de pasarle desgracias y más desgracias, y cuando parecía que algo iba regular... PUMBA!!! DESGRACIA!!!!

Luego, unas horas de consumismo desbocado en la fnac y la Casa del Libro, sitios donde me agencié el Raw Power de Iggy y los Stooges y Rebelión en la Granja de Orwell... Una paradita en el Starbucks para recordar tiempos escoceses y luego vino el concierto de Franz Ferdinand (!). Nos tiramos media buscando el sitio porque nadie sabía dónde era. Los teloneros fueron los ingleses The Rakes, que estuvieron más bien sosos y que no paraban de repetir "Traaaanquis, que falta poco para los Feeeerdinand...".

Al fin, los esperados Franz Ferdinand aparecieron en el escenario, y ahí estaba yo! Rodeada de pijos de flequillo largo y pijas con polos de rayas fumando petas por doquier, pero yo pude con ellos y me lo pasé de putísima madre, saltando y chillando las letras (que casi nadie se sabía xD)... Cosas productivas del concierto: me compré una bufanda chulísima y confirmé la pronunciación del apellido del Kapranos, cuyos pantalones ajustaditos fueron de mi total agrado.


A la salida tuvimos que esperar mi "amigo especial" y yo durante más de media hora porque el metro pasaba cada siglo a esas horas de la madrugada. En cuanto llegué a casa de Ana, que amablemente me fue a recoger a la parada del metro, nos fuimos a dormir.

Viernes 23 de Diciembre, "El Final"

Ana y yo nos levantamos a las 11 y poco, y luego quedamos con Alba ("Punky", para las amigas), que yo conocí hace 3 años en Londres y que Ana conoce de toda la vida. Fuimos al Parque del Retiro, que nunca había ido, y vi por primera vez en mi vida charcos de agua helados (!). Aunque al final no nos aclaramos si el monumento del lago grande era de un rey Carlos o un Alfonso, vimos en el Palacio de Cristal una exposición rara de arte moderno de un tal Tobias Rehberger. He aquí al elemento en cuestión junto a su obra titulada "Ni siquiera el 7% de resurrecciones en el aeropuerto del suicidio":

 


Luego fuimos a un restaurante étnico que no me acuerdo cómo se llamaba, donde comimos Humus (puré de garbanzos) y Cous-cous, y donde nos volvió a las 3 la vena artística-fotográfica. Al sair Ana y Alba me acompañaron a tiendas chulas/raras a seguir con mi ansia consumista y luego creo que ya no hicimos nada más...

A las 7'30 de la tarde cogí el autobús de vuelta a casa con mi "amigo especial" y ya ta. Ahora falta esperar al siguiente: el de Muse... Xium!!

Thursday, 8 December 2005

Peter Pank

No hace mucho que descubrí a este raquítico y cachondo personaje de cómics... Punkilandés de nacimiento, Peter Pank "le pondría los pelos de punta a Walt Disney". Junto a su fiel compañera Campanilla y sus colegas los DesKrria2, se enfrenta a mil y un enemigos como el Capitán Tupé (que personalmente me encanta) y los Rockers.

Las aventuras (y desventuras) de Peter Pank fueron creadas por el dibujante Max a mediados de los 80 y están recogidas en 3 álbumes: "Peter Pank", "El Licantropunk" y "Pankdinista!".

Peter Pank dixit: "A mí me importa un pedo el futuro!! Yo no tengo futuro!! JAW JAW JAW!!

Lo pone aquí, ¿lo ves? ((enseña una chapa que reza 'NO FUTURE!'))

¡¡YO SOY UNA RATA, Y LAS RATAS HEREDARÁN LA TIERRA!!"





"What's it going to be then, eh?"
Y eso, aquí estoy de nuevo sin mucho que contar... El sábado pasado quedó oficialmente inaugurada la temporada de exámenes de la universidad y bueno, al menos ahora estoy en casita con esa publicidad agobiante sobre la navidad: que si catálogos del Toys 'R' Us con cascos de Darth Vader que cuestan 46,99€, que si las lucecitas de todos los años del Corte Inglés, que si los politonos de villancicos (que, por cierto, hablando de villancicos: ¿alguien se ha fijado alguna vez en que la letra de "Mira cómo beben los peces en el río" tiene muy poco fuste?), que si los turrones Antiu Xixona, que si los anuncios de los muñecajos que se mean con los que nos bombardean desde hace mes y medio... ARGH! Otro año más llega la navidad y, otro año más, yo sólo deseo que se pase pronto.
-14 días para ver a Franz Ferdinand en la capital